Medio ambiente y reciclaje de vehículos

Nos preocupamos por el medio ambiente, exigiéndole a nuestros desguaces colaboradores una limpia gestión en el reciclaje y achatarramiento de los vehículos que llegan a sus instalaciones.

El compromiso de Gestión Madrileña de Desguaces es que todos los vehículos que entran a las instalaciones para ser descontaminados y reciclados cumplan el proceso de forma legal y sostenible.

Antes de que un vehículo sea prensado y convertido en un cubo, se le deben retirar todos los elementos contaminantes y nocivos para la salud como los distintos tipos de aceites del motor, la batería, el líquido anti-congelante, el de la caja de cambios, etc. en lo que se denomina proceso de descontaminación.

Una vez superada esta etapa, al vehículo se le extraen todas aquellas piezas que se encuentran en buen estado y que pueden seguir siendo utilizadas como recambios de segunda mano, como el volante, el parachoques, el motor, la caja de cambios, etc.

Todas las piezas que aún pueden seguir funcionando en otro vehículo son probadas, clasificadas, etiquetadas, almacenadas y listas para ser adquiridas por quien las necesite.

Posteriormente, los restos del vehículo son achatarrados con la ayuda de una maquinaria llamada prensa la que deja la carrocería del automóvil en forma de cubo, de modo que pueda ser trasladado a la fragmentadora de forma mucho más sencilla.

En la fragmentadora, todos los elementos que componen la carrocería como el interior del vehículo, ya sean metales, vidrios o plásticos son clasificados de modo que puedan ser recuperados fácilmente y reciclados.

reciclaje de vehículos